Recuperar lo perdido es posible

publicado el 19 febrero, 2018 a las 19:06

Antes de llegar a la Universal mi familia estaba destruida, habían muchas peleas y mis hijos eran rebeldes. No había
convivencia entre nosotros, no podíamos siquiera comer juntos sin discutir. El peor momento fue cuando
descubrimos que nuestro hijo mayor estaba en los vicios, tenía malas compañías y no podíamos ayudarlo.
Nuestro hijo decidió irse de la casa y hacer su vida junto a sus amigos, él no nos escuchaba. Llegó a caer preso por 6 meses, ni siquiera lo sabíamos pues habíamos perdido comunicación con él por 1 mes.
A causa de los problemas yo sufría de depresión y lloraba mucho.
Cuando llegué a la Universal comencé a luchar por mi vida y familia, realizábamos las cadenas y siempre
teniendo fe en la respuesta que Dios tendría en nuestras vidas. Dios nos respondió, mi hijo venció
los vicios y hoy es un hombre de bien. Nuestra familia fue restaurada, hoy somos muy
felices.

Sra. Jeannette Gysling

© Copyright 2017 Iglesia Universal del Reino de Díos - Todos los derechos